Bronca legislativa: el Gobierno impulsa cambios en los proyectos de ley de marina mercante e industria naval

16 mayo, 2017 Por Redacción Trade

El Gobierno impulsa una modificación a los proyectos de ley de reconversión de la marina mercante e industria naval, que cuentan con media sanción del Senado (por aprobación unánime) y que el 23 de este mes se tratarían en el plenario de las comisiones de Presupuesto, Industria e Intereses Marítimos de la Cámara de Diputados para lograr un dictamen conjunto y, posteriormente, girarlo al recinto para su tratamiento.

A pesar del acuerdo generalizado en Diputados para avanzar en el proyecto aprobado por el Senado –consensuando diferencias de redacción, pero con el acuerdo sobre el espíritu del proyecto impulsado por los senadores Pino Solanas (CABA-Proyecto Sur, por la marina mercante) y Alfredo Luenzo(Chubut Somos Todos, por la industria naval)– desde el Ejecutivo insistirían con modificaciones de fondo.

Ayer, en una reunión entre gremios, empresarios y asesores de legisladores, el funcionario a cargo de la Unidad de Relaciones Laborales del Ministerio de Transporte, Lucas Fernández Aparicio, comunicó que la intención del Poder Ejecutivo es “quitar el capítulo de promoción fiscal de ambas leyes y reemplazarla por un esquema de subsidios“.

Sin mayores detalles, y según pudo reconstruir TRADE de tres fuentes que estuvieron en el encuentro, el Gobierno “quitaría los incentivos fiscales para no afectar la reforma tributaria que está en marcha”.

“Sacarle el régimen de promoción fiscal a estas leyes es como sacarles el corazón. Es volver al DNU que impulsó la Subsecretaría de Puertos y Vías Navegables, en su momento, que copiaba nuestro proyecto pero sin la promoción fiscal”, advirtieron desde el entorno de Solanas.

Fuentes allegadas al senador advirtieron que “si Diputados aplica las modificaciones impulsadas por el Ejecutivo, el senador va a impulsar que se confirme la media sanción original del Senado, y te aseguro que va a arrastrar a varios senadores, porque el espíritu de la ley se modifica por completo”, advirtieron.

En rigor, el Senado puede optar por tres posibilidades: aceptar lo que vuelva de Diputados y sancionar con esas modificaciones; rechazar las modificaciones de diputados y no sancionar ninguna de las leyes, o bien confirmar la media sanción original de ambas leyes tal como salieron votadas, por unanimidad, dejando luego en manos del Ejecutivo el veto. Y el costo político asociado.

Ni Pino ni Luenzo van a permitir que se desvirtúe el espíritu de las leyes, que es dotar de un horizonte de previsibilidad a la planificación impositiva de los inversores en marina mercante e industria naval”, agregaron las fuentes consultadas.

Por otra parte, recordaron que ya hubo “consensos y concesiones” con el Gobierno, tanto con “el Ministerio de la Producción como con la Subsecretaría de Puertos y Vías Navegables”, en pedidos específicos vinculados, por ejemplo, a la “importación y charteo” de unidades, “que quedó reflejado en el artículo 25”.

“Ahora lo vuelven a cambiar porque dicen que hay otro ministro de Hacienda (Nicolás Dujovne), pero el Ejecutivo no cambió, es el mismo”, señalaron.

Asesores del legisladores del Frente Renovador, que participaron también de la reunión, confirmaron los dichos y que tampoco “se brindaron mayores detalles”. “Hoy habrá una reunión en Transporte a las 14 donde se estima que darán más precisiones”, señalaron.

Según explicaron, la intención del Ejecutivo “es que las leyes estén alineadas con la reforma tributaria, y que no pueden haber exenciones para determinados sectores, porque se presionaría así a otros y se desbalancearía la economía”, indicaron, tras concluir que están “borrando con una mano lo acordado con la otra”.

El capítulo de incentivo fiscal es clave sobre todo en el proyecto de ley de industria naval que, en un 80%, es prácticamente un proyecto de promoción industrial.

“No estamos para nada de acuerdo en un esquema de subsidio en lugar de la propuesta original de incentivos fiscales, tributarios y previsionales, que son los únicos que pueden borrar las asimetrías y ponernos en igualdad de condiciones para competir con las banderas paraguaya y boliviana”, manifestaron desde el Frente Renovador.

Los subsidios son herramientas discrecionales, una caja de Pandora que siempre se prestan a corrupción“, agregaron.

De la reunión participaron además de Fernández Aparicio, el jefe de Gabinete de la Subsecretaría de Puertos, Darío González; asesores de legisladores del Frente para la Victoria, el Frente Renovador y Justicialistas; referentes de los empresarios (Alejandro Rapella, por MUNA, y Leonardo Abiad, por FENA) y los gremios de la marina mercante y la industria naval.